Eliminación de lunares con láser, una técnica precisa y segura

Los lunares deben mantenerse bajo vigilancia permanente, pues pueden tornarse en tumores pre-cancerosos o cancerosos. La remoción con láser es un procedimiento efectivo que puede realizarse por prevención o por estética, sin dejar marcas.

Doctora Alexandra Mora

Popularmente se llama lunares a toda imperfección que se caracteriza por el cambio de pigmentación en la piel. Remover lunares u otras lesiones benignas de la piel es posible a través de un procedimiento seguro y cuyos resultados generan alta satisfacción en los pacientes, la recuperación es rápida y los resultados futuros dependen de los cuidados del paciente.

Se habla de la eliminación de lunares con láser, una técnica que obtiene mejores resultados, comparada con los procedimientos convencionales que dejan cicatrices más grandes o menos estéticas incluso que las imperfecciones iniciales.

Si bien, algunos lunares pueden resultar un “detalle atractivo”, son considerados antiestéticos cuando, aun siendo muy pequeños, son numerosos o tienen un tamaño un poco mayor. También pueden ser incómodos cuando son abultados o se encuentran en sitios inapropiados.

LEE TAMBIÉN  Estudiantes del CESA comprometidos con la fundación Aliada Para Ti – Funati

Popularmente toda marca característica en la piel suele asociarse al término ‘lunar’; éstos pueden ser de diversos colores y presentarse desde el nacimiento o surgir a lo largo de la vida. Sin embargo, sea cual sea su naturaleza, deben mantenerse siempre bajo vigilancia, aunque la mayoría de estas lesiones son benignas, pero es recomendable estar alerta de manera preventiva.

Los signos de alarma más comunes están asociados a la asimetría, es decir cuando se presenta una mitad de distinto tamaño que la otra; cuando los bordes son irregulares, cuando cambian de color o de tamaño. También debe consultar al especialista si su lunar mide más de seis milímetros de diámetro (el tamaño de la goma de borrar del extremo de un lápiz), si sangra o si produce comezón.

“Sin importar las razones que lleven a tomar la decisión, ya sea por prevención o por diagnóstico médico, gracias a la actual tecnología, quitar o remover lunares con láser es un procedimiento con un resultado estético muy satisfactorio, donde las marcas resultantes son muchas veces invisibles”, asegura la Dra. Alexandra Mora, cirujana plástica facial y otorrinolaringóloga, experta en rejuvenecimiento.

LEE TAMBIÉN  FICCI lanza la segunda edición de PuertoLab - Work in Progress

La remoción de lunares a través de láser puede realizarse en todo tipo de pieles y no requiere de grandes tiempos de reposo. “La recuperación es muy rápida y no genera incapacidad, a menos que sea en la planta de un pie. Para asegurar un resultado exitoso sólo hay que cuidarse la costra, no forzarla para que se desprenda, usar bloqueador solar y productos cicatrizantes” señala la Dra. Mora.

*** La Doctora Alexandra Mora tiene una experiencia de casi 19 años como Médica Otorrinolaringóloga de la Universidad del Rosario, con énfasis en Cirugía Plástica Facial, Medicina Antienvejecimiento, Cosmecéutica, Rejuvenecimiento Facial No Invasivo y Medicina Estética Láser, de la American Academy of Facial Plastic and Reconstructive Surgery.

Mabel Rocio Castillo Pineda
Prensa y Relaciones Públicas
Cel:
314 3 66 42 82
313 2 18 79 21
Tels: 2354645
Twitter: @MabelPrensa
Blog: freepressyrelacionespublicas.blogspot.com

Redes sociales
SITEMAP