Desde Colombia se han exportado más de 10.000 viviendas a Latinoamérica

  • Gracias a un sistema constructivo de Azembla, tan fácil de armar como un Lego, variados gobiernos de L.A., lideran en el tema de vivienda social.
  • Atendiendo desde el déficit habitacional, hasta vivienda para desastres naturales, el sistema se ha consolidado y es reconocido.
  • Se estima que gracias a su positivo impacto se han beneficiado más de 50.000 personas y se han generado más de 80.000 empleos indirectos.

Bogotá, noviembre de 2015. Colombia se consolida como exportador de viviendas de interés social en Latinoamérica. Gracias al sistema constructivo de Azembla, el país ha impactado de manera positiva los hogares para los más necesitados en Ecuador, Venezuela, Panamá, Costa Rica, Chile, Cuba, Jamaica, Angola, Surinam, Brasil y Perú.

El sistema constructivo que incluye paredes, pisos, techos, ventanas, puertas y hasta cercas, está elaborado en PVC de última generación con fórmulas patentadas que permiten unas propiedades termoacústicas únicas, que se suman a una protección UV que logra que no se decolore durante su ciclo de vida, que puede superar los 50 años.
“Sus características únicas nos ha permitido penetrar mercados internacionales con éxito donde por ejemplo, después de 10 años de más de 1.500 viviendas construidas en Panamá, los beneficiarios pueden exhibir unas viviendas en perfecto estado con unos acabados únicos que no se logran en las construcciones de interés social con los materiales tradicionales” – asegura William Darío Pardo Moreno, gerente comercial de Azembla.
Los gobiernos latinoamericanos han conocido el sistema y lo han incorporado a sus programas sociales de vivienda prioritaria. En Ecuador hace parte del programa “Mi Lote”, en Panamá están en “Techos de Esperanza, un rancho por casa”, o en Costa Rica en “Zúper Casa”, entre otros.
“En Panamá nos reconocen por haber aportado una solución de vivienda realmente digna al punto que fuimos catalogados como el mejor sistema constructivo para vivienda social” – sugiere Pardo.
Pero también gracias a su fácil construcción que permite, como sus creadores lo han denominado “construir jugando”, el sistema tiene una gran demanda para afrontar con éxito las eventualidades fruto de desastres naturales. En el caso de Chile desde Colombia llegó el sistema Azembla para apoyar viviendas después del terremoto, incendio e inundaciones que ha sufrido el país en los últimos años; en Venezuela tras la tragedia de Várgas, considerado el mayor desastre natural en ese país, se entregaron en tiempo record cientos de viviendas y en el Perú, aquellos que habían sido campamentos mineros, se convirtieron en refugios para las complicadas inundaciones que ha sufrido el país.
Lo fácil y amigable del sistema ha pasado las pruebas de los más incrédulos y se ha adaptado a la situación de violencia e inseguridad que viven la mayoría de las ciudades latinoamericanas. “La gente quiere una casa segura y para toda la vida y eso es lo que le proveemos pero con unas características adicionales que dignifican su vivienda. El sistema está hecho para ser termo acústico, pero además permite llenar las paredes con concreto para darle mayor fortaleza y así levantar estructuras de hasta cinco pisos con muros portantes y sin columnas, e incluso tener unas superficies que no necesitan más mantenimiento que una limpieza con agua, ya que no hay que pintarlas, no se les prenden hongos y no permiten humedades” – asegura el especialista de Azembla
Ha llegado el caso que en países con condiciones de inseguridad máximos, los beneficiarios han llegado a dispararles a las paredes para comprobar que son seguras, según referencia William.
Con esta penetración en el plano de vivienda social en Latinoamérica, a mediano y largo plazo los retos de Azembla son claros: tiene un proyecto en alianza con Ecomac, Procolombia y Andi, en Chile donde construirán por lo menos 2.000 viviendas; esperan recuperar su capacidad exportadora que con el precio del dólar ofrece una oportunidad de negocio, donde proyectan cerrar el 2015 con unos US$6 millones en sus líneas de vivienda, educación y salud; consolidarse en el mercado del Retail tanto en Estados Unidos como en Colombia, y seguir afianzando su penetración en los mercados internacionales donde de manera ordenada y responsable, han logrado que se conozca el sistema y capacitado a miles de personas en él.
“Hoy gracias al conocimiento del sistema, más allá del gobierno de turno, es posible llegar con una solución de vivienda digna y express a todos los rincones de Latinoamérica, además de beneficiar a miles de familias y proveer una opción de empleo digno que trae desarrollo a la región” – sugiere el gerente comercial.
Así, se estima que a hoy, la empresa colombiana Azembla ha impactado a por lo menos 50.000 personas y generado más de 80.000 empleos indirectos. Un aporte nacional al desarrollo del sector constructor de Latinoamérica y a la consolidación de una vivienda social digna.

Contacto
María Cristina Rojas Cruz
Mc Comunicaciones y Asesorías SAS
Tel. 7532590 
Redes sociales
LEE TAMBIÉN  Colombia tiene 5 iniciativas dentro de las finalistas en premios NovaGob
SITEMAP