Electrificación, tendencia en transporte público

  • Mecanismos como la bicicleta y los peatones hacen parte de la transformación en movilidad sostenible que deberá tener Bogotá en los próximos años, para lograr una planeación urbana centrada, no solo en el transporte público, sino también el multimodal.
  • El próximo año, algunos de los buses implementados en el transporte zonal de Bogotá cumplen sus años de vida útil y es el momento perfecto para que sean reemplazados por nuevas tecnologías, afirma Deysi Rodríguez de Transmilenio.

Bogotá, noviembre de 2015. Durante el VII Congreso Internacional de Transporte Masivo, que se desarrolla en Corferias hasta el 21 de noviembre, dos expertos internacionales en materia de movilidad y de sistemas de transporte público fueron los encargados de ilustrar experiencias de países como México y España de algunos de los aspectos a tener en cuenta para el mejoramiento del transporte público. Jesús Padilla Zenteno, presidente de la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad de México – AMTM-, y Francisco González Balmas, director técnico de Autobuses de España, hablaron de temas como: el transporte como gestor de cambio y la sostenibilidad medio ambiental del sistema.

Desde el punto de vista de Padilla que cuenta con más de 30 años de experiencia en el servicio de transporte público, “hay que tener en cuenta la visión y la participación de los sistemas integrados de transporte como gestores de cambio, y desafortunadamente en Latinoamérica contamos con una desventaja y es que las leyes son muy laxas, se aplican poco, o no se aplican bien”.

Por su parte, el español se enfocó en la ambientalización de la flota de autobuses y de la implementación de la totalidad de los vehículos eléctricos como una promesa del futuro, a través de la electrificación como la mejor vía para mejorar los niveles de CO2. “Para esto no hay nada escrito que sea común para todas las ciudades del mundo, cada ciudad debe seguir su propia línea y regirse por sus intereses particulares, para evitar tanta contaminación”, precisó González Balmas.
Ante esas dos miradas internacionales, el caso de Bogotá es promisorio ya que de un tiempo para acá se están implementando nuevas tecnologías en el transporte público masivo en el que desde el año 2.000 hay un ascenso tecnológico notorio, según Deysi Yasmin Rodríguez, profesional especializada de gestión ambiental de Transmilenio. “Al día de hoy tenemos 231 vehículos híbridos, lo que representa una de las flotas más grandes de buses híbridos y el plan de ascenso para Bogotá continúa andando”, destacó.
Prueba de ello son los resultados de los estudios adelantados por Transmilenio en materia de contaminación, donde la reducción de los niveles de ruido ha disminuido significativamente a 1,7 decibeles, por lo que se pretende que los fabricantes de buses implementen esas nuevas tecnologías que permitan reducir aspectos como: contaminación del aire, niveles de ruido, y carbono.
Balmas agregó que “Transmilenio es un sistema que ha sido capaz de integrar una organización que es competente de implementar tecnologías tan simples como la del gas, híbrido o eléctrico. La tecnología en sí es muy simple para los vehículos de gas, híbridos y eléctricos, pero en general el nivel tecnológico de Colombia es suficiente para asumir estos retos”, concluyó.
Jenny Alexandra González Fandiño
Coordinadora oficina de prensa de Corferias
Tel: 344 51 61, 3810000 ext 5082
prensacorferias@corferias.com
Redes sociales
LEE TAMBIÉN  ALCATEL lanza la Serie POP 4, smartphones más personalizables por dentro y por fuera
SITEMAP