Van Gogh Alive llegó a Medellín entre silleteros, masiva asistencia y sus icónicas obras en un formato único

“Van Gogh Alive: the experience tiene un truco: impresionar, conmover, saca La noche de las estrellas, Los girasoles… de las galerías silenciosas y les das un efecto acompañado de música, luces, zooms in, zooms out, lo que a veces parece un narcótico que hipnotiza, como cuando el salón se inunda de un azul marino y la luz de la luna temblorosa”. Revista Arcadia

    Cortesía: Van Gogh Alive: The Experience. 

Medellín, Mayo de 2016. Más de 400 personas se reunieron el jueves pasado en la Caja de Madera de Plaza Mayor, centro de Medellín, para ser los primeros colombianos en vivir la experiencia de Van Gogh Alive: the experience. Por más de dos horas los invitados especiales se dejaron deslumbrar por una exhibición que -a través de pantallas de enormes proporciones y proyectados en altísima resolución y sonido envolvente- los paseaba por la historia del pintor holandés, sus obras icónicas y su forma de ver el mundo.

Pero la sorpresa no fue únicamente el tamaño del montaje, ver bocetos de Van Gogh cobrar vida, encontrar sus pinturas más famosas incluso en el techo y sobre las cuales podían caminar; también lo fue el trabajo y la presencia de la Corporación Silleteros de Santa Elena quienes recibieron a todos los asistentes con un girasol, dándole el tono necesario a la velada y haciendo alusión a una de las obras más famosas del neerlandés.

LEE TAMBIÉN  Así será el cartel de Jazz al Parque

Fueron en total ocho silleteros de la COSSE los que trabajaron con especies florales como la vira vira, siempreviva, araucaria, rusco, stapis, margaritas y flores de capacho para darle un sentido muy antioqueño a la exhibición Van Gogh Alive que se escribió con flores en un aviso de 2 metros por 70 centímetros, rodeado de un frondoso follaje. En total fueron 24 horas de arduo trabajo para darle la bienvenida a uno de los acontecimientos culturales del año en Medellín.

Los niños corrían sobre las imágenes, en medio de carcajadas y felicidad, por estar en un espacio donde les permitían disfrutar del arte con un nuevo acercamiento y finalmente, aprendieron sobre su historia. Sus padres se sentaban a disfrutar de las pinturas que tal vez habían visto o no en un museo, pero esta vez pudieron apreciar los detalles de cada obra a través de la coreografía de imágenes únicamente posible a través de la tecnología Sensory4 desarrollada para este tipo de muestras por Grande Exhibitions. Al final un fuerte aplauso terminó la jornada dándole la bienvenida al país a esta apuesta que seguro cambiará la forma de ver el arte en Colombia.

LEE TAMBIÉN  Ecopetrol y Parex suscriben acuerdo para el desarrollo del campo Aguas Blancas

Contacto para medios de comunicación:
Lucrecia Rotlewicz P
Info de Bolsillo – Agencia de comunicaciones

Redes sociales
SITEMAP