En Colombia, cada hora, un niño o niña es separado de su familia por vulneración de alguno de sus derechos

Durante los últimos diez años 412.900 niños y niñas necesitaron acciones de protección por parte del ICBF, por situaciones que suceden principalmente en sus propias familias.

  • Más de 12 mil niños y niñas fueron separados de sus familias durante el año 2021.
  • En el país, cerca del 46,7% de las familias se perciben como pobres y no cuentan con los mínimos garantizados para cuidar a sus hijos e hijas.
  • En Colombia, 4 de cada 10 familias están lideradas por mujeres que cuidan solas de sus hijos menores de 18 años.
  • El domingo 15 de mayo, Día Internacional de las Familias, Aldeas Infantiles SOS alerta sobre la urgencia de fortalecer a las familias para garantizar el bienestar de los niños y niñas del país.

En Colombia, cada hora, un niño o niña es separado de su familia por vulneraciones a sus derechos, e ingresados al sistema de protección del ICBF -33 cada día-, según lo afirmó la organización internacional Aldeas Infantiles SOS, en el marco del Día Internacional de las Familias, que se conmemora el 15 de mayo.

Tan solo en el 2021, más de 12 mil niños y niñas fueron separados de sus familias, y en durante los últimos diez años, 412.900 niños y niñas necesitaron acciones de protección por parte del ICBF, por situaciones que suceden principalmente en sus propias familias.

Según lo explica Ángela Rosales, directora nacional de Aldeas Infantiles SOS en Colombia, “las familias son el eje de construcción de una sociedad y el entorno natural en donde los seres humanos aprendemos y nos sentimos protegidos. Pero en la actualidad, todas las familias son constantemente retadas por la falta de ingresos, la violencia entre los miembros de la familia, la desigualdad de género en los roles de cuidado y crianza, y las situaciones de salud mental de padres e hijos”.

Entre los principales motivos que causan la decisión de las autoridades de separar a los niños y niñas de sus familias, están la negligencia, el abuso sexual, el maltrato, la explotación sexual y el abandono.

A pesar de que la Ley de Protección Integral a la Familia tiene 12 años, el Estado colombiano aún no ofrece los apoyos necesarios y pertinentes para apoyar el rol familiar.

“Las familias cumplen un rol y tienen una responsabilidad fundamental para el desarrollo de los seres humanos, y son el eje de la vida de los niños y niñas; sin embargo, en nuestro país las familias no cuentan con el apoyo suficiente del Estado para cumplir ese rol”, dijo Rosales.

Y agregó que “tal como se hace en otros países, cuando el Estado ofrece servicios de fortalecimiento de las familias se pueden mitigar y prevenir las altas cifras de violencia familiar. No se trata solamente de actuar cuando el acto violento ocurre dentro de las familias, sino de ofrecerles una oferta de servicios adecuadamente financiados, que logren darles los apoyos necesarios para atender las crisis familiares, el desarrollo de habilidades para cuidar y criar de los hijos e hijas, y la prevención de la violencia. Estos servicios estatales ya existen en muchos países y perfectamente pueden ser implementados en Colombia”.

En ese sentido, Aldeas Infantiles SOS señaló que durante el 2021 logró reducir la violencia familiar y los riesgos de abandono, gracias al trabajo de acompañamiento a más de 47 mil personas y 9.580 familias en sus servicios de fortalecimiento familiar, en todo el territorio nacional. Como parte de este servicio, 319 niños y niñas que estaban creciendo en el sistema de protección, fueron reintegrados a sus familias luego de un proceso individualizado para cada caso.

El recrudecimiento de la pobreza ha incrementado el riesgo de que las familias no puedan cuidar de sus hijos

En materia de composición de las familias en el país, las cifras del DANE señalan que 4 de cada 10 familias son monoparentales teniendo como cabeza de hogar a una mujer con hijos menores de 18 años. La Encuesta de Calidad de Vida (ECV) 2019 señala que casi 3,5 millones de niños y niñas pertenecen a hogares en condiciones de pobreza multidimensional, y cerca del 46,7% de las familias en Colombia se perciben como pobres y no cuentan con los mínimos garantizados para cuidar a los niños y niñas.

Según lo señala Adeas Infantiles SOS, en Colombia las mujeres son los miembros de las familias que dedican más tiempo al cuidado de los niños, niñas, y de las personas que requieren de apoyos, como son los abuelos, o personas con discapacidad. Asumir el rol de cuidadoras principales tiene implicaciones en el desarrollo de sus carreras laborales y en sus oportunidades de generar ingresos. Algunas mujeres tienen que reducir tiempo a sus profesiones para asumir roles en la familia, renunciar a sus puestos laborales, disminuir sus ingresos, y en últimas pierden independencia y oportunidades de desarrollo. Valorar el trabajo no remunerado que desempeñan las mujeres dentro de sus familias es fundamental, pues garantiza el bienestar de la niñez y de las personas vulnerables de la sociedad.

Sin embargo, explicó la organización internacional de atención a la niñez por medio de un comunicado, el Estado ni la comunidad son conscientes de que hay un adulto, generalmente mujer, que se ha dedicado a mantener a esa familia unida y a cuidar de los miembros más vulnerables, y que en consecuencia esa labor requiere al menos de una oferta de servicios sociales que apoyen esa labor.

Al respecto, Rosales señaló que “las condiciones familiares en las que los niños y niñas nacen y crecen, determinan sus oportunidades y la realización efectiva de sus derechos: acceso a la educación, seguridad alimentaria, vivienda digna y salud. a pobreza familiar es un factor determinante en la vida de la niñez, así como las capacidades de cuidado que tiene cada familia para garantizar el bienestar de sus hijos e hijas. Lastimosamente tanto la pandemia como el incremento de la violencia social han empeorado las condiciones de las familias colombianas, llevándolas a una crisis que deber ser atendida prioritariamente por el estado”.

 

Exposición fotográfica itinerante por Bogotá

Con motivo de la conmemoración del Día Internacional de las Familias, la organización Aldeas Infantiles SOS se tomará la ciudad con una exposición itinerante que se lanzará el próximo 15 de mayo a partir de las 9 a.m. en Bogotá (aún por definir el lugar), con la que se busca llamar la atención sobre la importancia de las familias en el desarrollo de los niños y niñas, y exigir al Estado la inversión de mayores recursos para su fortalecimiento y con ello, prevenir la vulneración de los derechos en la niñez.

La exposición se trasladará durante el mes de mayo por la ciudad y también estará presente en las localidades de San Cristóbal y La Candelaria.

Sobre Aldeas Infantiles SOS Colombia

Aldeas Infantiles SOS trabaja desde hace más de 70 años en el mundo, y más de 50 en Colombia, asegurando que todos los niños, niñas, adolescentes y jóvenes crezcan en una familia, rodeados de amor, respeto y seguridad.  Sus servicios se enfocan en ofrecer un entorno familiar protector a los niños que han perdido el cuidado de sus padres, el acompañamiento a las familias en riesgo para que éstas desarrollen habilidades de crianza que les permitan proteger mejor a sus hijos y prevenir que los niños y niñas sean separados de sus familias.